Alex Vallenilla

Por Alex Vallenilla…

La primera vez que este servidor escribió sobre la llegada de una crisis de escasez, hiperinflación y toda la destrucción económica ocurrida hasta ahora en Venezuela, el chavismo confrontó el mensaje. Dijeron que eso nunca pasaría en este país y no faltaron los señalamientos, calificaciones y condenas contra la labor periodística.

Sobró el peyorativo que usan para tratar de esconder lo inevitable: “palangrista”. Eso fue en 2013, 2014, no conforme con ello, en 2017, como no corrigieron el rumbo, entonces se profundizó en el análisis y este servidor fue más allá, se pasó a describir el colapso general de la sociedad venezolana.

Luego de la tragedia, el mismo régimen, ha dado un giro sorprendente. Maduro aplica medidas liberales, en medio del caos político, la agitación, le confrontación mundial, las sanciones norteamericanas, todo muy revuelto, una verdadera locura.

Sin embargo, se comienza a ver como los anaqueles se surten. Los precios de los rubros siguen siendo muy altos, por supuesto, Venezuela ha vivido la peor hiperinflación que haya sufrido algún país latinoamericano, el record de los chavistas/maduristas es que es en el país con las mayores reservas petroleras, un sitial que quizá nunca se los quite nadie.

La liberación de precios de los rubros básicos, están abriendo una brecha. Por una parte los automercados, abastos y bodegas, se comienzan a surtir.

Al ciudadano se le hace menos inquietante, que ahora en el abasto, hay productos y permanecen en los estantes. Claro, la gran mayoría, que ganan todavía muy bajos salarios, no puede comprar constantemente, pero de algún modo resulta en un alivio, no tener que salir corriendo a comprar un rubro, porque se va a terminar de inmediato.

Esa misma brecha está permitiendo, que en la medida en que los precios de los rubros, se van equilibrando con el resto de precios en Latinoamérica, dejando atrás los subsidios que impuso el chavismo, hay empresas privadas, que para evitar que sus trabajadores abandonen, han tenido que empezar a pagar sueldos competitivos, entre $100 y $450, según un sondeo realizado.

Esa dinámica, se va a fundir con lo que ahora ocurre con las mesas de cambio de divisas. Que por ahora es un mercado muy pequeño, pero está en los bancos privados.

Las sanciones de EEUU contra el Banco Central de Venezuela (BCV), podrían terminar beneficiando mucho al sector privado venezolano, aunque sea paradójico, porque si la política cambiaria ahora reposa en la operatividad de la banca privada, la responsabilidad será mucho más grande y esto deriva en un sistema transparente, serio, funcional, que generará confianza.

Las mesas de cambio, terminarán tomando “vida propia”, devolviendo confianza y estabilidad, por la adopción del dólar, lo que se parece al sistema bancario de Panamá, que tiene 20 años con inflación promedio de 1% anual, sin un banco central funcionando.

El sector público sigue siendo el problema, los trabajadores públicos, que es la nómina más grande del país, se tendrá que reducir, porque el mismo sistema se comienza a volver disfuncional y no podrá seguir sosteniéndose con emisión de dinero, porque el Estado quedará atrapado con sus bolívares sin valor. Menos ahora, que no tiene a la ex poderosa Pdvsa, produciendo petrodólares.

Al hablar de esto, que se interpreta como un cambio, que podría sentar las bases de una recuperación, entonces, son los opositores extremos, los que llegan con sus señalamientos, con los mismos insultos de los chavistas, cuando se anunció el desastre que producirían, así cambian las cosas, cuando los ciclos económicos, cambian también.

¿El tema político? “Dejad que al César, lo que es del César”.

Los insultos de lado y lado, son el más firme reconocimiento que se recibe, en honor a la objetividad y la seriedad de hacer este tipo de periodismo. Gracias.

El “Efecto Joropo”

La crisis venezolana se sigue expandiendo por el continente, el turno le llegó a Haití, un país con cuatro meses de fuertes protestas, luego que la población supiera del escándalo de corrupción del presidente Joveneil Moïse con los recursos de Petrocaribe, al menos unos 2 mil millones de dólares están desaparecidos, mientras tanto mantienen la deuda con Venezuela y ahora no les llega petróleo por el derrumbe de Pdvsa.

Frontera explosiva

Desde 2012, van cerca de 9 mil muertos entre Colombia y Venezuela, en una guerra civil de baja intensidad que se desarrolla entre Táchira y Santander, los grupos criminales, paramilitares, guerrilleros, “colectivos”, militares venezolanos y demás, se baten a fuego por el control de la región, el conflicto está escalando y la causa es la escasez de gasolina, el “oro”, que gracias al contrabando, permitía a unas 750 mil personas a lo largo de la frontera mantener una actividad económica, el caos social puede desatarse pronto allí, por la falta del “sustento” económico principal.

Obligado a resolver

Aunque los norteamericanos son los principales productores de petróleo del mundo, la realidad es que eso es posible gracias a que la Reserva Federal mantiene las tasas de interés bajas, y eso facilita que las operaciones de esquistos, sean voluminosas gracias a la deuda, pero como la actividad no está siendo rentable, por los bajos precios del petróleo, se infla una burbuja crediticia que ya supera los 200 mil millones de dólares. Cada vez que el petróleo cae, bombean más, para cubrirse con el volumen, lo que hace que el precio siga bajando, y eso los ha hecho caer en un círculo vicioso. Donald Trump, está obligado a resolver la crisis de Venezuela rápido, para quitar las sanciones petroleras y contar con el suministro venezolano, antes de un desastre en el Norte.

No las piensan

Un debate sin sentido hubo en Venezuela, porque Michelle Bachelet llamó a Maduro “presidente”. Es claro el desconocimiento de muchos sobre el tema de los DDHH. Un violador de DDHH sólo puede ser un funcionario público, quien está obligado por la Constitución a garantizar los derechos ciudadanos, cuando el funcionario comete el crimen que cercena los derechos, entonces está violando los DDHH de alguien, de lo contrario, para una persona común, aplica el delito común. Si Bachelet, una funcionaria de la ONU, no identifica con su cargo al presunto responsable, en caso de un juicio ¿Cómo imputarlo luego?.

Transparencia y confianza

La aplicación de la modalidad de mesas de cambio en los bancos privados venezolanos, permite que quienes utilicen este mecanismo, tengan un procedimiento de confianza y transparente, atrás van quedando esos días en que muchos, por el rígido control cambiario, debían comprar dólares a personas extrañas a través de las redes sociales, en que la estafa era la norma.

Libra y las tasas

El anuncio de la Reserva Federal de mantener bajas las tasas de interés, así como la de la criptomoneda Libra, de Facebook, animaron mucho el mercado de las criptomonedas, con alzas importantes en casi todas, en la última semana, había oferta de dólares en el mundo. @alexvallenilla.