ONGs denunciaron el grave deterioro de la salud en Mérida

** Afirman que el estado Mérida vive una Emergencia Humanitaria Compleja

Las Organizaciones No Gubernamentales (ONG) de defensa de Derechos Humanos Promedehum, Asovida, Sociedad Wills Wilde, Fundación Niños en Positivo y Médicos por Venezuela, capítulo Mérida; acompañadas por personas afectadas, investigadores y académicos; de manera conjunta, dieron a conocer este jueves un reporte detallado sobre la situación del sistema público de salud en el estado Mérida, donde calificaron la situación como “una Emergencia Humanitaria Compleja sin precedentes en el país, la cual se ha intensificado desde el año 2015”.

Los representantes de las ONG mencionadas, alertaron sobre ” el declive acelerado del sistema sanitario público, representado principalmente por el Instituto Autónomo Hospital Universitario de Los Andes (IAHULA), principal centro de atención médica de la región andina (…) de manera particular; en el derecho a la salud, la crisis institucional, jurídica, política, social y económica que se vive en el país, ha destruido un sistema sanitario ya deteriorado; causando graves daños a la salud de las y los merideños, incluso con efectos devastadores en la vida y el bienestar de la población”, destacaron.

La reaparición y propagación de enfermedades que habían sido declaradas como erradicas: Paludismo, difteria, tos ferina, entre otras; que sumadas al incremento progresivo desde el año 2015 de los casos de morbilidad infantil por desnutrición, el incremento del 20% en muertes por cáncer durante el año 2017, las muertes maternas y en adolescentes, la hipertensión y la diabetes y los 451 casos de infecciones asociadas a la atención de salud, son solo parte de los importantes datos revelados en el reporte publicado por las organizaciones no gubernamentales.

Denunciaron además que en el IAHULA y los demás centros de salud que forman parte del sistema público de salud, “se ha patentizado la muerte de cientos de personas por falta de insumos y/o medicamentos, situación de la cual no existen datos oficiales actualizados que puedan contextualizar la magnitud de la emergencia”.

Rigoberto Lobo, Director General de Promedehum destacó que en diferentes ocasiones han visitado organismos del Estado acompañando a grupos vulnerables por diferentes condiciones de salud, “donde no se reciben respuestas o las respuestas que se reciben no son las más adecuadas. Generalmente los funcionarios públicos de esos organismos carecen de la capacidad para responder debido a la desestructuración del sistema sanitario andino. Una respuesta repetitiva en cuanto a tratamientos para diálisis y personas trasplantadas ha sido: ‘sabemos que salió el camión desde Caracas, pero no sabemos ni que trae, ni donde está’”, señaló.

El director de Promedehum invitó a la colectividad merideña a revisar el reporte especial completo en su página web: www.prolibertades.org.ve, así mismo, hace un llamado a las autoridades regionales para que declaren a Mérida en Emergencia Humanitaria Compleja en el sector salud; llamando de igual forma a las autoridades para que publiquen e informen de forma oportuna sobre la situación sanitaria en la entidad andina.

Datos relevantes divulgados por las ONGs merideñas:

• Incremento en los casos de morbilidad por desnutrición desde 2015. 26 muertes por esta causa, en su mayoría de niños menores de 1 año de edad.

• 773 casos de diarreas en niños de 1 año o menos y de 5 años o más. Más del 50% de 2017 se ha presentado hasta agosto 2018.

• 125 nuevos casos de VIH/SIDA. Se registraron 42 decesos por esta causa. Sólo el 59.5% de los pacientes registrados recibe terapia antirretroviral.

• 21 casos de paludismo. Según el Boletín Epidemiológico 2016 del Ministerio del Poder Popular para la Salud, en el Estado Mérida no se reportaron casos desde 2013

• 104 casos sospechosos de sarampión, sólo uno de ellos confirmado.

• 24 casos confirmados de difteria en 2017. 11 casos sospechosos y 1 fallecido en el primer semestre de 2018.

• 40 casos de tuberculosis hasta julio de 2018, 11 de los cuales son coinfecciones por VIH

• 53 casos sospechosos de tos ferina. 3 defunciones por esta causa hasta agosto de 2018.

• 16 muertes maternas por diversas complicaciones. 36,36% eran adolescentes de entre 10 y 19 años de edad.

• 386 casos de mortalidad por sepsis entre enero y junio de 2018, atribuibles a las condiciones hospitalarias.

Emmanuel Rivas. CNP 23.671