Se estima que 1,5 millones de niños, niñas y adolescentes no están escolarizados actualmente en Venezuela

Al menos 1,5 millones de niños, niñas y adolescentes se quedaron fuera del sistema educativo en el período 2021-2022, de acuerdo con los datos obtenidos por la encuesta Encovi 2022, realizada por el Instituto de Investigaciones Económicas y Sociales de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB).

Durante la presentación del estudio realizada este jueves 10 de noviembre, la investigadora Anitza Freites destacó que las instituciones educativas regresaron este año a las clases presenciales con menos estudiantes en sus aulas.

En pandemia, la Encovi 2021 registró 550.000 estudiantes menos respecto a 2019-2020, mientras que para 2022 otros 190.000 abandonaron los estudios.

Freites indicó que la cobertura educativa en la población de 3 a 17 años de edad se redujo en el último año, mientras que también preocupa la caída entre los niños de 3 a 5 años. En cuanto a la población de 18 a 24 hubo una leve recuperación con respecto al año pasado.

Abandono escolar

«La principal causa para que los jóvenes y adolescentes no entren a la escolarización no es el factor económico, sino la poca oferta educativa. Reclaman una mayor cantidad de ofertas educativas a nivel técnico, que avance la educación como en el resto del mundo», señaló Freites.

35% de los jóvenes de entre 12 y 17 años de edad y 22% de entre 18 y 24 años abandonó los estudios porque quiso o porque no lo considera importante. Otras razones de peso que se mencionan son el trabajo, en el caso de los hombres, y la maternidad y los cuidados por parte de las mujeres.

El estudio señaló que la situación de pobreza aumenta los riesgos de exclusión educativa, debido a que los hogares buscan maximizar el aprovechamiento de su fuerza de trabajo para compensar la merma de los ingresos familiares.

En cuanto al programa de alimentación escolar, se registró una recuperación en el último año. Dos de cada tres de los estudiantes reportó presencia del programa en sus escuelas, sin embargo, solo 45% dijo que lo recibe todos los días.

En 2022 se registró un aumento en el número de la matrícula en los planteles privados, especialmente en los niveles de educación media y universitarios. Esto está relacionado con el porcentaje de mejoría económica que han registrado un gran número de hogares.

Soporte educativo en el hogar

Sobre las necesidades educativas en el hogar, el Internet sigue siendo la principal problemática en 73% de los encuestados. Le sigue la falta de dispositivos, lo que representa 69%.

La madres siguen siendo el apoyo fundamental para que los jóvenes realicen las tareas, en 71% de los casos, pero como muchas volvieron al trabajo, hubo un incremento en los abuelos que pasaron a cumplir este rol.

Falta de políticas públicas

«El Estado venezolano no asumió la responsabilidad que le correspondía para mitigar los efectos de la pandemia sobre la interrupción de las trayectorias educativas de las poblaciones más vulnerables», advirtió la Encovi 2022.

La encuesta señala que casi la mitad de la población de niños de 3 a 5 años permanece excluida de los beneficios de la educación inicial, una situación que es más recurrente entre los hogares más pobres.

«Sin una acción decidida del Estado, seguirán acumulándose las desventajas en la adquisición de competencias para el desarrollo de los aprendizajes», alertaron los investigadores.

El informe también reseña que no hay una fuerte iniciativa por parte del Estado a favor de la retención y reinserción escolar que integre medidas de reforzamiento pedagógico, alimentación, transporte, con la meta de incorporar a los 1,5 millones de niños y adolescentes descolarizados.

«La ausencia de una escuela integral donde se desarrolle la mayor parte de los aprendizajes favorece la reproducción de inequidades en los hogares que tienen mayores restricciones de acceso a las nuevas tecnologías y adolecen en el hogar del clima educativo apropiado», concluye el estudio.