CU-ULA aprueba respaldar a la APULA y la SPJ, en su solicitud a Fonprula, de ayuda humanitaria para el profesorado

Por mayoria en el Consejo Universitario de la Universidad de Los Andes (ULA) se aprobó acompañar la propuesta de APULA y su Seccional de Profesores Jubilados, de solicitar a Fonprula una ayuda humanitaria para el profesorado ulandino, por lo que la máxima casa de estudio acompañará y respaldará está petición que el gremio está realizando al fondo de jubilaciones.

A través de una consulta virtual que duró más de 24 horas, se logró obtener 15 votos a favor y 10 en contra de esta propuesta con la que se pretende brindarle un soporte económico al sector ante la crisis que padecen. Con este respaldo, la solicitud cuenta con el apoyo de los tres miembros fundadores de Fonprula, como lo son: Apula, Seccional de Jubilados de Apula y la ULA.

Virgilio Castillo, Presidente de la Asociación de Profesores de la Universidad de Los Andes (Apula) expresó que el gremio viene trabajando legal y financieramente esta propuesta desde hace semanas, de la mano de nuestros representantes en la Junta Directiva de Fonprula, reuniones a las cuales fueron invitados el Vicerrector Administrativo Manuel Aranguren y el representante profesoral Angel Andara, con el propósito de sustentar en primer lugar la posibilidad legal de entregar esa ayuda, y en segunda instancia, evaluar desde el punto de vista financiero su factibilidad, para que no afecte la estabilidad económica y la legalidad de las decisiones del Fondo de Jubilaciones”.

El profesor David Díaz Miranda presidente de la Seccional de Profesores Jubilados de la Apula, agradeció la colaboración y participación por parte de los miembros del CU, para la aprobación de esta solicitud, además de manifestar el respeto de la decisión de quienes votaron en contra.

Por su parte, el representante profesoral ante el CU, prof. Ángel Andara, comentó que “ahora queda en manos de la Junta Directiva de Fonprula dar respuesta a la misma. La propuesta se basa en las actuales condiciones de los profesores universitarios, hay que entender que cualquier ayuda humanitaria puede salvar vidas, esto marca la diferencia entre lo que es la vida o la muerte en estos momentos para muchas personas que no tienen que comer”. Redacción CC