Edgar Márquez abre nueva vía de comunicación en Pinto Salinas a pesar de la crisis

Casi un kilómetro de carretera de doble vía, ahora comunica al nuevo cementerio de Mesa de Las Palmas y a los productores agrícolas de El Quebradón

 (Mérida 06/04/2021).- La fuerte crisis económica que agobia a Venezuela evita que los alcaldes, incluso los gobernadores, puedan hacer obras de infraestructura, como en épocas antiguas. El desplome de los ingresos petroleros, la hiperinflación y la caída de la recaudación de impuestos municipales, son el principal obstáculo. En este país se sufre los efectos del desplome de más de 65% del Producto Interno Bruto (PIB), desde 2013. Actualmente hay una depresión que profundiza la pandemia desata por el coronavirus.

Para los habitantes de la parroquia Mesa de las Palmas, en el municipio Antonio Pinto Salinas, en el estado Mérida, ha sido un reto tener una nueva carretera de casi un kilómetro. El alcalde Edgar Márquez, un dirigente del partido social cristiano COPEI, se las ha arreglado con la comunidad, para llevar a cabo la primera fase de la construcción de la nueva vía, prácticamente sin recursos financieros.

Nueva vía de comunicación

Mesa de Las Palmas es una comunidad agrícola, que también tenía un proyecto para un nuevo cementerio. Ahora, junto con la nueva carretera que se abrió, también se suma la construcción del camposanto. En la obra se han involucrado unas 40 familias, todos productores agrícolas del sector, la Fundación de Mesa de Las Palmas, el párroco, los concejales y la alcaldía.

Edgar Márquez explica que, con la unión de todos, se ha podido llevar a cabo una obra comunitaria, “fue un plan coordinado y con el aporte de los que son impactados con esta nueva carretera, se hace posible. Los productores agrícolas ahora tienen una nueva vía de comunicación, que no solamente da paso al nuevo cementerio, sino que se hace un camino más corto a los del sector El Quebradón”. Esta comunidad es principalmente productora de café, pero también de rubros como yuca, cacao, cambur y maíz.

“Las personas que ahora tienen propiedades en el cementerio, hacen también aportes para su construcción, así como de la carretera, esto permite que los productores agrícolas tengan una mejora en el tránsito de sus productos, necesarios para abastecer los mercados locales y regionales, más en la actual crisis que tiene Venezuela, además del acceso al cementerio”, explica el alcalde.

El operador de la máquina

Ha sido un trabajo de mucho sacrificio y esfuerzo colectivo. La crisis económica ha obligado a los habitantes a resolver los problemas de manera propia. La Fundación de Mesa de Las Palmas, dirigida por Jimmy Méndez, ayuda a coordinar la labor de limpieza de vías y la participación de quienes trabajaron en la construcción.

Edgar Márquez destaca la labor del presidente de la Cámara Municipal de Pinto Salinas, quien fue el operador de la máquina para abrir los 941 metros de vía, a través del terreno. Henry Contreras, es su nombre, dice que en 14 años no se había podido abrir el cementerio, porque no había paso, “el padre Silvio y el alcalde han hecho todo lo posible por esta nueva infraestructura, desde la Cámara Municipal seguimos dando todo el apoyo a este tipo de obras”.

Aprobado

El pasado mes, Monseñor Luís Enrique Rojas, Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Mérida, estuvo en el cementerio y la recién estrenada vía de Mesa de Las Palmas, en una inspección que realizó junto al alcalde Edgar Márquez. Ambos recorrieron parte de la carretera que todavía es de tierra en su primera fase, pero de doble canal. Monseñor dio el visto bueno al terreno del cementerio, que pronto podrá utilizarse.

De manera unida y convencidos

El equipamiento urbano, la infraestructura y la funcionalidad de los servicios públicos, son todo un reto para los burgomaestres venezolanos. Edgar Márquez explica que los recursos que recibe del Ejecutivo, no son suficientes, y que la hiperinflación los devalúa de manera rápida, sobre todo por que son recibidos mensualmente, “fue muy poco el recurso financiero empleado en esta obra, que todavía tiene que concluirse, pero que ya se dio el primer paso, esta nueva vía, así como está, ha sido hecha con la convicción de los que participaron, que en Venezuela todavía tenemos mucho por hacer”, concluyó. (CNP 16.478).